Blog de buenahierbasiempre13

Dieta para adelgazar

BARRIGA POR ESTRÉS

Escrito por buenahierbasiempre13 17-10-2017 en Dieta sana. Comentarios (0)

BARRIGA POR ESTRÉS


IDENTIFICACIÓN DE ESTE TIPO

El abdomen por estrés va asociado a personas perfeccionistas, por lo general, sufren también de alteraciones digestivas como el síndrome de intestino irritable, que puede causar hinchazón y hacer que el vientre se vea mucho mayor.

Las barrigas por estrés son fáciles de detectar, ya que el peso esta específicamente por el diafragma y la zona umbilical. Cuando estamos estresados, se eleva la producción de cortisol, la hormona que estimula el cuerpo para aferrarse a la grasa alrededor del estómago, entre otras características.

Vientres estresados también serán bastantes duros al tacto, no se tambalean fácilmente.

Es probable que te saltes comidas, abuses de tu sistema suprarrenal con el exceso de cafeína y te excedas con la comida basura.

PLAN DE ATAQUE

Acuéstate temprano, las mujeres y hombres estresados casi siempre duermen mal, esto interrumpe la producción de leptina, la hormona que ayuda regular el apetito y el metabolismo.

Esto se produce porque comemos más cuando estamos cansados que es cuando nuestro cuerpo pide grasa por medio de alimentos azucarados para proporcionarle así un impulso de energía instantánea.

Combate el agotamiento con una estrategia, por ejemplo  haciendo ejercicios de respiración profunda, medita y date baños largos para fomentar el sueño, limita el consumo de café a no más de dos tazas al día.


No te excedas entrenando demasiado, un cardio excesivo aumenta los niveles de cortisol y no es precisamente lo que buscamos en la noche.

El yoga, caminatas, trabajo de resistencia con pesas es perfecto para esculpir y construir fuerza mientras que calma el sistema.

El magnesio es un mineral que ayuda a calmar un vientre estresado. Aconsejamos comer muchos alimentos ricos en magnesio, como las verduras de hoja verde, nueces de Brasil y las semillas, sin olvidarnos de la existencia de este mineral en suplementación.


¿Bajamos Barriga?

Escrito por buenahierbasiempre13 09-10-2017 en Sobrepeso. Comentarios (0)

ABDOMEN DE "NEUMÁTICO"

Las personas que tienen este tipo de "neumático" que les rodea y que además les cuesta un horror deshacerse de él, tienden a llevar una vida sedentaria, con trabajos donde permanecen mucho tiempo sentados y de poca o muy poca actividad física (lo más acelerado que hacen es ir hasta la fotocopiadora y vuelta). Suelen además, tener un vínculo emocional con los alimentos azucarados.

Por SUERTE!! Esta tipología es de las más fáciles de eliminar, ya que suele estar producida por la ingesta de alimentos equivocados y la falta de ejercicio físico.


Los malos hábitos que nos llevan esta tipología.

Si no tienes actividad física, comes mucha azúcar y carbohidratos refinados como galletas, bollería industrial, pan blanco, etc...

Si te dejas llevar por carbohidratos con almidón como las pastas y el arroz, es probable que tengas una barriga con sobrepeso con el consiguiente acompañamiento de grasas en las piernas y las caderas.


Plan de ataque.

Habrá que reducir drásticamente el consumo de alcohol. El alcohol es una bomba de grasa que se almacena directamente en la barriga, es azúcar puro que encuentra alojamiento en tu cintura y detiene la quema de cualquier grasa hasta que el alcohol se haya procesado.

Tan solo unas pocas copas de vino, tres o cuatro a la semana darán lugar a lo que se llama "cintura del bebedor social". Este es el que bebe en horas de picoteo, una cañita con los amigos, etc... Dará lugar a una cintura gruesa y panza regordeta. Si quieres beber de vez en cuando, hazlo! Pero recuerda que para conseguir un vientre plano tendrás que superar tus vergüenzas y pedirte un agua con limón delante de tus amigos. Ánimo!

Una vez controlado el consumo de alcohol durante dos semanas, ha llegado el momento de revisar la dieta. Ósea comer bien y moverse más. Evita los aperitivos bajos en grasas o los llamados dietéticos o light. Estos productos pre-envasados a menudo están llenos de productos químicos, azúcar refinada, sal y conservantes para darles sabor. No te refugies en este engaña-bobos.

No al conteo de calorías y ponte a favor de una dieta sana llena de alimentos frescos no elaborados, como el pescado, verduras orgánicas y si comes huevos y carne, que sean de libre pastoreo.

Empieza el día con huevos y salmón ahumado, o incluso pollo asado y verduras, no tengas miedo de comer grasas buenas, como el aguacate, nueces y pescado azul. Esto estimula tu cuerpo para quemar la grasa del vientre y conseguir tu objetivo.

Deberías de empezar una rutina de ejercicios adaptada a ti y ponerte en manos de profesionales para que conjuntamente elaboréis una dieta que pueda tener un seguimiento real. 

Manteneros atentos a los próximos post donde analizaremos los restantes tipos de gordura y sus soluciones.

www.centro13body.es